sábado, 2 de julio de 2011

Las cosas que uno tiene que hacer

Estoy en mi casa, sola y sin comida. Mi almuerzo de hoy consistió en algunas aceitunas, medio paquete de galletitas maná de chocolate rellenas y un vaso de coca. Pero no específicamente en ese orden. Más bien digamos que cada dos aceitunas intercalaba una galletita; Para no morir de lo saladas que estaban, vio.

6 comentarios:

maria pena dijo...

Jajaja! ¡Qué paladar!

Maruu xD dijo...

Wow que raroo!
muy buenoo tu blog :)
te sigoo^^
pasatee http://puitasdecolores.blogspot.com/

Belén Glücklick dijo...

Cuando leí "sola y sin comida" supe que ibamos a compartir un sentimiento (?), me mataste con lo de aceitunas con galletitas de chocolate (mañana mismo salgo a comprarme unas maná y lo pruebo).

gastmun dijo...

Definitivamente salir a comprar a comida siempre es el último recurso

Kath. dijo...

Tengo días en los que paso lo mismo. Por qué hacemos eso es realmente un misterio :)

sofía dijo...

María Pena: ¡Tengo el estómago fortificado! Jajaja

Maruu: ¡Gracias!

Belén: ¡Oh compañera de hambruna! Eres de las mías.

Gasymundo: Jajajajajaj juro que no! Además de sola y sin comida, tampoco tenía dinero ni almacenes o similares abiertos en un radio de 3 cuadras a la redonda. Así que debí quedarme en casa muriendo de hambre.

Kath: Yo creo que es para equilibrar el balance del salado-dulce.